sábado, 8 de marzo de 2008

LA COLUMNA DE TRAJANO

En la Vía de los Foros Imperiales y en concreto, en el Foro de Trajano podemos divisar a lo lejos la Columna de Trajano, con una altura de alrededor de 39 metros.

Se trata de una columna conmemorativa del triunfo de Trajano en las guerras contra los Dacios (101-106 d.C.).

Este monumento es por si solo una gran fuente de información del mundo del ejército romano, ya que en los tambores de mármol que lo componen se encuentran bajorrelieves en espiral que narran de manera cronológica todos los hechos acontecidos durante las mencionadas guerras: más de 2.600 figuras y 155 escenas de la vida en un campamento y las tácticas de ataque. Si fueran desplegados en horizontal todos estos relieves helicoidales ocuparían alrededor de 200 m. de imágenes, en las que cabe destacar la presencia del emperador en 59 ocasiones.

Sabemos que el objeto de su construcción era triple: conmemoración por el triunfo, tumba del emperador Trajano (en su interior, en una urna de oro, se guardaron durante un tiempo sus cenizas) y mostrar dónde se encontraba el monte que tuvo que ser demolido para la construcción del Foro.

Si observamos su exterior podemos encontrar los relieves (en su origen se cree que policromados) de los que ya hemos hablado, coronados en su cumbre por una figura. En un principio, marcaba el fin del monumento un águila que, con el tiempo, fue sustituida por una estatua de bronce de Trajano. En 1588 fue reemplazada por una escultura de San Pedro, que la que hoy en día se puede ver.

La columna se asienta sobre un pedestal con una puerta que nos conduce a su interior. En esta base se puede leer una inscripción en latín:

SENATVS·POPVLVS·QVE·ROMANVS

IMP·CAESARI·DIVI·NERVAE·F·NERVAE

TRAIANO·AVG·GERM·DACICO·PONTIF

MAXIMO·TRIB·POT·XVII·IMP·VI·COS·VI·P·P·

AD·DECLARANDVM·QVANTAE·ALTITVDINIS

MONS·ET·LOCVS·TANTIBVS·SIT·EGESTVS

“El senado y el pueblo romano, al emperador César Nerva Trajano Augusto Germánico Dácico, hijo del divino Nerva, pontífice máximo, tribuno por decimoséptima vez, emperador por sexta vez, cónsul por sexta vez, padre de la patria, para mostrar de cuánta altura era el monte y el lugar que has sido destruidos por [estas obras]"

En su interior hay una escalera de caracol que permite subir hasta la plataforma en la que se encontraba la estatua de Trajano que fue sustituida por el Papa Sixto V.

Como muy bien indica su inscripción fue un regalo conmemorativo, quizá construido por el arquitecto Apolodoro de Damasco, del Senado y el pueblo romano a su emperador Trajano, pero también ha llegado a ser un regalo para todos nosotros que hoy en día podemos contemplar una obra que en su día estaba rodeada de otros edificios que constituían el Foro de Trajano.

Curate ut valeatis!